Recent Posts

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Sigueme por Email

domingo, 28 de septiembre de 2014

Administración del tiempo.




           Administración del tiempo.



Una vez un profesor de maestría me dijo durante una cathedra, que el tiempo no se administra, y la razón por la que me dijo esto fue porque el tiempo no cambia, una hora siempre va a tener 60 minutos, un minuto 60 segundos, y así sucesivamente, que las que si se debe administran son las actividades o tareas, si damos prioridad a lo importante así podríamos aprovechar más el tiempo.

Muchas veces nosotros decimos es que no tenemos tiempo para realizar tal o cual cosa, pero en realidad lo que no tenemos es deseo de hacerlo, ya que como decía anteriormente el tiempo está ahí y nada va a cambiar, no culpemos al tiempo de nuestras irresponsabilidades.

Aprovechar el tiempo es uno de los recursos más apreciables del individuo, sin embargo se trata de un bien que no se puede parar, sino que pasa y no vuelve y es imposible recuperarlo una vez se va.

Una recomendación es que debemos identificar cuáles son las prioridades, metas y objetivos, conocer la fecha en  que lo vamos a realizar, e ir cotejando cada actividad que realizamos hasta llegar a esa visión que nos hemos trazado,  aunque no solamente implica planificar las actividades, sino también al momento de ejecutarla realizarla una a la vez, para así ser más eficiente.

En los tiempos muertos es donde debemos aprovechar para organizarnos, cuando estamos en espera del médico, del jefe, de los clientes, y en cualquier momento que no estemos comprometido con nadie, es cuando debemos decidir agendar las actividades siguientes, y ahí ganaremos tiempo para adelantar los compromisos del día, ya que planificar y programar es indispensable para controlar las acciones del día a día.
Separar lo urgente de lo importante, es una premisas que se adecuan a la vida diaria del individuo como de las organizaciones. Lo urgente son las tareas y actividades que exigen de nosotros una atención inmediata, mientras que lo importante son las actividades que se ocupan de atender lo que le da sentido a la existencia a largo plazo a una persona u organización, lo que constituye la misión o razón de ser de una empresa.
En conclusión, se puede decir que si los seres humanos fuéramos mas responsables y menos buscadores de excusas para no cumplir con nuestros compromisos se evitaría el decir no pude llegar a la reunión a tiempo porque me levante tarde, o no pude llegar a tiempo a clase porque el transito estuvo pesado, o no pude almorzar porque me cogió el tiempo en el trabajo, o no pude un sin número más de excusas, que lo que hace es hacernos ver como personas que no tienen ningún tiempo de compromiso ni respeto por el tiempo de los demás.
Vamos a ser más eficiente y a dedicarle el tiempo a lo que realmente importa, evitar el decir voy a tratar, ya que tratar es una forma ruidosa de no hacer nada, es mejor decir voy hacer y me comprometo hacerlo aquí y ahora.
Un artículo original de:
Ángel Laucer Ortiz
Facilitador de la Formación Profesional
Entrenador de Entrenadores
Maestría en Gerencia y Productividad
Postgrado en Alta Gestión Empresarial
Licenciado en Administración de Empresas
Licenciado en Mercadotecnia.
Escritor del libro: EMPRENDIMARKETING. http://www.amazon.com/dp/B00Y63XFA4/
Fundador de la escuela de negocios: Laucer Consulting Group.
Contactos: angellaucer@gmail.com
PCS: 809-863-0759
Reacciones:

1 comentarios:

Publicar un comentario